EN LAS HERAS
7 años y 5 meses de la muerte del pequeño Matías Cerda siguen reclamando Justicia
Jueves, 12 de octubre de 2017Graciela Cuyul y Pedro Cerda piden justicia por su hijo Matías, de dos años y medio, quien falleció en mayo de 2010 en Buenos Aires.

Luego de ingresar al hospital de Las Heras con un paro cardiorrespiratorio y sin respiración luego de sufrir una "convulsión febril". "No le puede pasar a otro niño. Llevás a tu hijo porque te dicen que tenés que vacunarlo, para que muera de una convulsión febril", planteó su madre.

Luego de 7 años y cinco meses, los padres de un niño que murió por supuesta negligencia médica en Las Heras siguen reclamando Justicia, y en los últimos días la causa ha sido elevada a la Cámara Primera en lo Criminal de Caleta Olivia que debe ponerle fecha al juicio oral y público que tanto han suplicado. Según relatan, la imputada en la causa es una médica pediatra que se marchó de Santa Cruz y sigue ejerciendo su profesión en el norte del país.

El testimonio de Pedro Cerda (47) y Graciela Cuyul (44), comerciante de Las Heras que perdieron a su pequeño Matías cuando tenía apenas dos años y seis meses de vida el 12 de mayo de 2010. Un portal de facebook llamado "Justicia por Matías" ha sumado centenares de seguidores a lo largo del tiempo transcurrido.

Una noche difícil de olvidar

El niño Matías Cerda tenía dos años y seis meses y le debían poner la segunda dosis de la vacuna H1N1 -época de la famosa gripe Influenza-. Fue aplicada a eso de las nueve y media de la mañana de ese 12 de mayo en el periférico de Las Heras.

"Por consejo de los pediatras le dimos Ibuprofeno para evitar que levantara fiebre" contó la madre. Esa mañana y toda la tarde el travieso Matías jugó, corrió por la casa, desparramó juguetes por las habitaciones, como cualquier niño de esa edad. Cerca de las diez de la noche la mamá le dio teta unos 5 minutos y Mati siguió jugando, apenas 15 minutos después vuelve a pedir teta.

"Yo estaba dándole la teta en el comedor y mi marido estaba cocinando y cuando lo levanto del piso pega como dos pataditas y empieza como a convulsionar; llamo a mi marido que lo agarra, le moja la cabeza y salimos al Hospital, mi marido lo asistía en el asiento trasero, mi yerno de acompañante, y yo manejando" revive una vez más Graciela.

El hospital quedaba como a 15 cuadras y el yerno sacaba las manos haciendo señas para que otros vehículos los dejaran pasar por la emergencia.

Llegan al Hospital y en la entrada Matías vomita y sigue convulsionando. "Yo trabajo en el Hospital y le dije al de seguridad que el nene convulsionaba y nos dijo que pasemos al consultorio; entramos, aparece la enfermera Cintia Zambrano y me empieza a preguntar qué había pasado con el nene, le digo está con fiebre y convulsionando, lo empezó a atender y llamó al médico Hugo Navarro que es médico generalista que estaba de turno y estaba acompañado de Guillermo Hisolfo que era residente, luego aparece otra enfermera, Mercedes Pallares, entre ellos cuatro intentaron lo imposible por reanimarlo, pero el nene seguía convulsionando así que empezaron a llamar a la pediatra que era la profesional especialista en niños, se llama Graciela Susana Mur, que era jefa de pediatría".

En este punto empieza la triste historia, los primeros intentaron todo y llamaron a quien era la especialista. "Ella solo tenía que cruzar la calle, vivía muy cerca, tardó muchísimo pese a que se la llamaba constantemente; en un momento hasta se le ofreció la ambulancia para ir a buscarla. En un momento dado llega, pero habían pasado más de 30 minutos y el nene seguía convulsionando; cuando llega se la ve muy desanimada, con mala cara, muy mal predispuesta, cero interés y volviendo a preguntar lo mismo" señala la mujer.

Después de algunas idas y venidas por parte de la pediatra, ésta les dice que a Matías había que derivarlo; que había que preparar el bolso para derivarlo a terapia intensiva pediátrica del Hospital de Caleta Olivia. "La médica se aferra al teléfono, suponemos que eso tendría que haberlo dejado a la enfermera o al médico residente, se va al ofi de médicos que está a cuatro metros de donde estaba mi nene que se estaba muriendo y un familiar nuestro pasa por el lugar y la encuentra cruzada de piernas como muy pensativa".

A eso de las 0:15 de mayo ya estaban en camino, "tuvieron que entubar al nene para subirlo a la ambulancia, pero lo que no hizo esta pediatra fue estabilizarlo, o sea que en 42 minutos no hizo nada de nada. Era mayo, había nevado, faltaba combustible en las estaciones de servicio. Pedro pasó con su Clío a la última estación de servicio de Las Heras a rogarle al playero que por favor le vendiera nafta, pero este contestó que el combustible era para ambulancias o la policía, llegamos con el olor a Truncado" recuerda la madre.

En la ambulancia que era conducida por el chofer Rodrigo Avayay iba Graciela de acompañante y la pediatra Mur iba atrás asistiendo al pequeño con la enfermera Valeria Fontez.

"Vamos a decirle una mentira piadosa a la gente de Caleta Olivia, ya que vamos muy tarde, yo iba con mi desesperación y la bronca por lo que había demorado en atender a mi hijo. Llegando a Koluel Kaique al nene le da un paro cardiorrespiratorio, entonces ella le dice al chofer que entremos a la guardia de Truncado, pero no da aviso por la radio como tendría que haber hecho, cuando entramos a la guardia de Truncado ni los médicos ni los enfermeros sabían quiénes éramos nosotros, si habían tenido un accidente de tránsito o que nos habría pasado, no sabían nada de nada, si les hubieran avisado ellos hubieran estado preparados con otros profesionales" añadió.

Ese ingreso a Truncado quedó registrado a la 1:10 del 13 de mayo, luego lo trasladaron a Caleta Olivia. Descartaron luego una meningitis, el niño ya tenía muerte cerebral ya que presentaba frecuencia cardíaca cero y también cero en frecuencia respiratoria y sin signos pupilares. Pero lo más importante en la causa y que quedó documentado en los registros del Hospital de Pico Truncado, es que detectaron "Con tubo endotraqueal fuera de lugar". Al quedarse el pequeño sin oxígeno, sumado al paro cardiorrespiratorio. "Vos te quedás sin oxígeno, te da un paro y se te mueren los millones de neuronas en contados segundos, nos dijeron los médicos luego en Buenos Aires", señaló la mujer.

Epílogo

El pequeño con muerte cerebral sería luego derivado al Instituto Argentino del diagnóstico en Buenos Aires: antes hubo una junta médica en Caleta Olivia y dispusieron del avión sanitario. El 14 de mayo por la noche partieron desde el aeropuerto, a las 4:25 entraron al Instituto del Diagnóstico, donde el paciente ingresa con "Estatus convulsivo y coma cerebral", un estado irreversible. Sus órganos fueron donados al INCUCAI.

Tras la denuncia radicada en junio de 2010, el 24 de abril de 2016 el juez penal de Las Heras, Dr. Quelín resuelve el procesamiento sin prisión preventiva de la pediatra Graciela Susana Mur como autora, a prima facie, penalmente responsable del delito de homicidio culposo" y trabó embargos sobre sus bienes.

Dicha profesional médica abandonó Las Heras y se radicó en el norte del país, donde prosigue trabajando profesionalmente, según expresaron los padres de Matías. Ahora la Cámara primera en lo Criminal con asiento en Caleta Olivia deberá fijar fecha de un juicio oral y público donde deberá sentarse en el banquillo de acusados y dar las explicaciones pertinentes.

Más de Policiales
Cifuentes denuncia ataques contra bienes de Nación

Cifuentes denuncia ataques contra bienes de Nación

Dañaron camioneta de Desarrollo Social de la Nación con pintadas contra Eduardo Costa.
Secuestran en allanamiento cercos perimetrales robados

Secuestran en allanamiento cercos perimetrales robados

El operativo se realizó en la zona de chacra. Los investigadores de la DDI secuestraron unos veinte cercos.
Atropellaron al chino que pasó por Caleta en bicicleta

Atropellaron al chino que pasó por Caleta en bicicleta

Quería recorrer la Patagonia. Había transitado más de 160 mil kilómetros